Testimonios

  • No puedo dejar de usarla ya que es parte de mi

    Mi nombre es Danyela Blanco, tengo 25 años y soy amputada por debajo de la rodilla( Transtibial).Tuve un accidente hace 8 años en el cual mi pierna derecha presento politraumatismo lo que llevo a que los médicos  tuvieran que amputarme la pierna ,pues no hubo remedio para salvarla.

    En ese momento no fue nada fácil, ya que fue una noticia muy dura para mi tanto para mi familia. Pensé que nunca iba caminar o realizar mi vida normalmente.

    Al usar la prótesis por primera fue una experiencia extraña por que es algo que no es natural de tu cuerpo, hay que tener fuerza de voluntad para poder usarla, sin embargo ahora no puedo dejar de usarla ya que es parte de mi.

    A pesar de lo que me paso mi vida es normal como cualquier ser humano cumplo con mis labores día a día soy una mujer activa asisto al gimnasio, hago bailo terapias, manejo bicicletas o carros y nada me detiene. También continué mis estudios ahora soy una profesional independiente.

  • Mi prótesis me brindo una sensación de fortaleza para poder lograr todos esos sueños que quería alcanzar en la vida.

    Mi nombre es Miguel Cornieles, tengo 26 años y soy amputado a nivel transfemoral (Arriba de la Rodilla).

    Cuando fui amputado mi primer pensamiento fue que mi vida no sería nuevamente la misma, ya no podría jugar nuevamente fútbol, correr, subir escaleras o realizar cualquier actividad con normalidad, pensé que nadie me aceptaría así. 

    Tenía pocos conocimientos sobre todo este mundo de las prótesis, el personal de Protésica me ayudó mucho a informarme y familiarizarme con todo lo que debía de saber. Reunimos el dinero realizando bingos, vendimias y gracias al apoyo de diferentes empresas e instituciones y pronto puede obtener mi tan anhelada prótesis. 

    Al utilizar mi prótesis por primera vez sentí una mezcla de emociones y sensaciones extraordinarias, sentí que había vuelto a nacer, ya tenía la posibilidad de no tener que estar en una cama o en una silla de rueda, mi prótesis me brindo una sensación de fortaleza para poder lograr todos esos sueños que quería alcanzar en la vida. 

    Hoy en día soy Ingeniero Industrial, pude continuar mi vida activa y pude finalizar mi carrera de ingeniería, asisto al gimnasio, e sido entrenador de mi antiguo equipo de fútbol, he practicado natación, dirigido talleres motivacionales y he trabajado de la mano a Protésica y otras empresas del medio, actualmente ejerzo en la Universidad Alonso de Ojeda, en el departamento de Calidad y Evaluación Institucional.